Grabenfräsen Schnellfinder

Sollte ihr benötigtes Gerät nicht in den Suchergebnissen aufscheinen, so zögern Sie bitte nicht uns anzurufen unter 0591 – 76 314!

Labranza con zanjadoras

¿Cómo funciona el laboreo con la zanjadora?

El laboreo con zanjadora es un proceso que consiste en aflojar y romper el suelo en una zona específica para airear las raíces de las plantas y mejorar la absorción de nutrientes. Estos son los pasos que debe seguir para realizar el laboreo con una zanjadora:

  1. Trabajo preliminar: Antes de empezar a labrar la tierra, debe preparar la zona en cuestión. Retire todas las piedras, ramas u otros obstáculos de la superficie para que la zanjadora pueda trabajar sin impedimentos.
  2. Ajuste de profundidad: Ajuste la profundidad de la zanjadora al valor deseado. En función de las necesidades, la profundidad de la zanjadora puede ajustarse para lograr el aflojamiento deseado del suelo.
  3. Fresado: Comience a fresar bajando la zanjadora en el suelo y moviéndola lentamente hacia delante. Los dientes de la parte inferior de la zanjadora cortan la tierra a medida que la zanjadora se desplaza por el suelo.
  4. Repita el proceso hasta que haya fresado toda la zona en la que desea trabajar. Si la tierra es muy pesada y compacta, puede ser necesario repetir el proceso varias veces para lograr un aflojamiento suficiente de la tierra.
  5. Alisado: Cuando haya terminado de fresar, puede alisar el suelo con un rastrillo o llana para eliminar cualquier desnivel.
  6. Siembra: Si está preparando la tierra para la siembra, ahora puede sembrar las semillas y trabajarlas con cuidado en la tierra.

El laboreo con zanjadora puede aflojar y airear el suelo y mejorar la absorción de nutrientes. Sin embargo, es importante no compactar demasiado el suelo después del laboreo para no anular el efecto de éste.

Ventajas de la zanjadora

El zanjeo es un método eficaz y que ahorra tiempo a la hora de preparar el suelo para diversos fines. Algunas de las ventajas del laboreo con zanjadoras son:

  1. Rapidez: Las zanjadoras pueden aflojar y excavar la tierra de forma rápida y eficaz, preparando el suelo para la siembra de semillas u otros fines.
  2. Precisión: El ajuste de la zanjadora permite controlar con precisión la profundidad y la anchura de la zanja de tierra, lo que resulta útil para determinadas aplicaciones como la colocación de tuberías o la instalación de drenajes.
  3. Menos esfuerzo físico: El uso de zanjadoras reduce el esfuerzo físico necesario para excavar manualmente y cavar alrededor del suelo, lo que se traduce en un menor riesgo de lesiones.
  4. Menor compactación del suelo: A diferencia de otros métodos como el uso de tractores o el arado, el zanjeo puede dar lugar a una menor compactación y daño del suelo, manteniendo su calidad.
  5. Flexibilidad: Las zanjadoras pueden utilizarse en distintos tipos de suelo como arcilla, marga y arena, lo que las convierte en una opción versátil para el laboreo.
  6. Menos residuos: El zanjeo produce menos residuos que otros métodos porque el material excavado puede reutilizarse.

En general, el zanjeo proporciona un método eficaz y preciso de preparar el suelo para diversos fines, ahorrando tiempo y dinero.

Las zanjadoras adecuadas para el procesamiento del suelo son: